Mamparas de oficina

Mamparas para Oficinas

Las mamparas de oficina de cristal rematadas en perfilería de acero son una buena opción si tienes en mente montar o reorganizar tu oficina. Estas mamparas se hacen mediante la técnica del vidrio laminar para asegurar su resistencia ante golpes o microroturas. Además están disponibles en modo abatible, lo que las convierte muy útiles si el lugar de trabajo es limitado y necesitas optimizar el espacio o dar un toque de amplitud y elegancia a tu oficina.

Este sistema de optimización de espacios mediante mamparas para oficinas, ha conseguido que en los últimos años sea el más utilizado, frente al tradicional tabique de obra. Las mamparas de cristal convierten el lugar de trabajo en un espacio mucho más amable, eliminando barreras visuales que impiden la comunicación entre empleados y entorpecen las relaciones equitativas. Este elemento va en consonancia con la actual tendencia en los ambientes de trabajo basada en la mejora de la confortabilidad y la privacidad de cada espacio.

Mamparas de Oficina en Madrid

Las mamparas de oficina nos ofrecen una gran flexibilidad para configurar nuestra empresa en función de las necesidades reales del negocio y disfrutar de la ventaja añadida de la rapidez y de la limpieza en su instalación.
La amplia variedad de mamparas de oficina en Madrid va desde el cristal limpio traslúcido hasta con dibujos, xerigrafía de empresa o totalmente lacada. Este elemento aporta al espacio de trabajo una imagen moderna y funcional y mejora los ambientes aislándolos y otorgándoles privacidad.

Si quiere una solución rápida, eficiente y funcional y que a la vez le aporte diseño, sin duda las mamparas para oficinas son la respuesta a todos estos requisitos.

LAS MAMPARAS MÁS BARATAS PARA TU OFICINA

Llámenos o si prefieres pincha aquí para tomar las medidas de su oficina y consulta presupuestos según las medidas que desees.

La transparencia, nuestra bandera.

Montaje de mamparas de oficina

Las mamparas de oficina permiten separar espacios de trabajo o crear despachos en zonas diáfanas de una manera económica y bastante efectiva. Las mamparas pueden ser de diferentes materiales, pero destacan entre todas las mamparas de cristal con marco de acero. Sus ventajas son evidentes pero podemos repasarlas:

-El cristal puede ser muy buen aislante. Si se escoge del grosor adecuado puede dar tanta intimidad como un tabique, permitiendo poder realizar llamadas de teléfono o mantener conversaciones privadas sin que sean escuchadas por las personas que trabajan en el departamento contiguo.

Mamparas para Oficinas

Su poder aislante no es tan solo acústico, también es un buen aislante térmico, permitiendo que el despacho o espacio de trabajo se pueda climatizar fácilmente, si hablamos de lugares cerrados en su totalidad.

-El cristal permite pasar la luz, pero puede permitir evitar ver lo que hay en el interior. Esta es una opción importante en el caso de despachos en los que se desea una cierta privacidad.

Actualmente es frecuente optar por despachos que combinan bandas de cristal transparente con otras opacas. De este modo se puede ver si hay una persona en el interior del despacho sin tener que llamar, pero no permite ver con claridad qué está haciendo.

Mamparas de Cristal para Oficinas

-El cristal es bonito. Mucho más bonito que otras mamparas que se llevaban antaño y que eran totalmente antiestéticas, dando la sensación de que la oficina era algo provisional e incluso claustrofóbica.

El cristal permite además decorarse con vinilos que contengan el logo de la empresa u otros motivos, dando un aspecto totalmente corporativo. Incluso se puede serigrafiar el logo de la empresa en puertas o mamparas de cristal para oficinas para conseguir una imagen más profesional.

-Pueden ser móviles. Por razones de organización algunas empresas quieren mamparas que no sean cerradas al techo, sino móviles. Podrían ser mamparas semifijas, que se puedan desmontar una vez que ya no hacen falta o podrían ser mamparas tipo biombos que se pliegan y se extienden a conveniencia.

Este tipo de mamparas dan solo cierta intimidad, ya que no ofrecen aislamiento térmico ni acústico, pero son perfectas para permitir que cada persona trabaje en sus asuntos sin ver qué están haciendo los demás.

Esto es ideal si se recibe a clientes, dándoles cierta sensación de estar en una oficina, aunque realmente estén en un lugar abierto. Además impide las miradas indiscretas hacia lo que se está haciendo en otras mesas.




Solicite Información

Acepto la política de privacidad